Unete aquí a Puerto Rico en breve


Secciones: De tiendas: Otros: PReb.com


Notas para su Historia
PUBLICACIONES
SOBRE TU PUEBLO






The Puerto Ricans
The Puerto Ricans:
A Documentary History

Dra. Olga Jimenez de Wagenheim





Puerto Rico mío
Puerto Rico Mío:
Four Decades of Change

Aclamada colección
de fotos de P.R. a
inicios del siglo pasado





Borinquen querida
Puerto Rico:
Borinquen Querida






El Grito de Lares
Puerto Rico's Revolt
for Independence:






Nuevo Diccionario
Larousse Ilustrado


Anota lo que buscas en PReb.com

Puerto Rico en breve

Apuntes históricos




por Luis Echevarría


(c) CopyRight - Prohibido copiar, reproducir




LEGARON AL ANOCHECER del 5 de agosto de 1816 a las playas de la isla caribeña de Vieques. Con un insospechable silencio para no alertar a las tropas españolas, desembarcaron del bergantín El indio libre. Venían hambrientos y exhaustos de una peligrosa y extensa travesía. Eran miembros de una complicada expedición libertadora que había comenzado hacía cinco meses en Haití. Quien comandaba la quijotesca empresa era el hombre que se propuso quitarle la América a la monarquía española. Recientemente había cumplido 33 años. Su nombre: Simón Bolívar.

Bolívar venía navegando desde la costa norte venezolana donde había sufrido la derrota de sus aspiraciones de reconquistar el territorio. Traía en su tripulación mujeres, niños y unos cuantos ancianos, por lo cual decidió dejarlos en la isla danesa de San Thomas, ya que no podía seguir siendo responsable de sus destinos en momentos tan precarios.

Bolívar estaba en una posición desesperada; deprimido de su propio fracaso, sin víveres, agua y dinero. Es cuando concibe la idea de desembarcar en la pequeña isla de Vieques, ubicada al Este de Puerto Rico.

Cerca de la costa, y cuando se les aproximaba un velero español, su bergantín encalló ya que nadie conocía las aguas del lugar. El capitán de la embarcación española subió a bordo delIndio Librepara examinar su documentación y cayó en manos de Bolívar. A cambio de dejarlo con vida y a toda su tripulación, el capitán español concedió al Libertador transportar a las damas hacia San Thomas, ayudarlo a desencallar su nave, entregarle un pequeño bote que tenían y prometerle que no volvería por esos mares porque él estaría esperándolo.

Vieques en esa época era una isla visitada constantemente por piratas y corsarios por lo que el gobierno español apenas se mostraba interesada en ella. Fue por el litoral occidental de la isla por donde Bolívar y sus seguidores recorrieron la región desconocida, a la luz de la luna.

Los miembros de la expedición bolivariana provenían de diferentes regiones; eran granadinos, haitianos, franceses, españoles, ingleses y venezolanos, desterrados como su jefe supremo. Algunos de ellos eran corsarios de Luis Brión, un singular personaje nacido en Curazao que admiraba a Bolívar y quien ayudó económicamente en la intrépida expedición.

En la isla de Vieques, vivía entonces un ciudadano con título de comandante llamado Juan Roselló. A las ocho de la noche según su mismo testimonio, la "partida de ynsurgentes" como los describió, interrumpieron en su casa situada a una milla de la playa. En su relato cuenta que:

le mataron cuatro bueyes, todas las gallinas, le robaron dos
barriles de sal, uno y medio de harina, el baúl con ropa y
papeles que contenía, con 186 pesos metálicos, unos pocos
del que da el parte y el resto lo tenía guardado de particulares.
También un esclavo de su propiedad, hachas y demás
instrumentos del trabajo; una carabina, un par de pistolas,
con cuanto contenía la casa
...

Los expedicionarios estuvieron cinco días en Vieques según el informe del Comandante. Este informe, es el único documento existente en el Archivo General de Puerto Rico sobre la visita, "según noticias de varios sugetos de la ysla con quienes se entendieron....a bordo del referido bergantín venia el Bolívar mentado de la Costa Firme...".

Una vez abastecidos, los expedicionarios dejaron las aguas borinqueñas. No le quedaba más remedio que regresar nuevamente a Venezuela a continuar la lucha, y después de treinta y tres días de navegación desde que partió de la isla holandesa de Bonaire hacia San Thomas, arribó al puerto de Güiria, situado en el oriente del país donde esperaba reunir las tropas revolucionarias.

Pero Bolívar habría de sufrir un amargo desengaño. A su llegada, los oficiales de la expedición José Bermúdez y Santiago Mariño no sólo se negaron a reconocer su autoridad debido al fracaso de la expedición, sino que también le hicieron abandonar el puerto después de intentar herirle y asesinarle con un grupo de amotinados.

Bolívar se defendió con su espada, retrocediendo a su embarcación y sin otra alternativa que regresar al único lugar donde podía sentirse fuera de peligro, Haití.

La expedición estuvo llena de dificultades: la constante presencia de flotas españolas en las aguas del Caribe y las costas suramericanas, informaciones falsas, deserciones, confusión, una población que no respondió a su ayuda como él esperaba, la propaganda del gobierno anunciaba que Bolívar traía una invasión negra de libertos, y todo un equipo militar que se abandonó en las playas venezolanas.

A su regreso hacia Haití, una tormenta azotó su expedición durante tres días. Agostados y casi como náufragos, llegó finalmente al pequeño puerto de Jacmel. Mas Bolívar no se desilusionaba fácilmente antes cualquier fracaso, él tenía una misión que cumplir. Más de una vez dijo que él era "el hombre de las dificultades".

Gracias a Alejandro Sabés Petion (1770-1818), el generoso presidente de Haití quien nuevamente lo ayuda en su expedición, Bolívar se puso rumbo a Venezuela a mediados de diciembre de 1816, para su tercer intento de reconquistarla.

Después de la estadía de Bolívar en Vieques, el gobernante de Puerto Rico Salvador Meléndez Bruno ordenó la construcción de un fortín militar en donde se presume desembarcó la expedición bolivariana en las costa de Puerto Real, y cuyas obras finalizaron en 1824.

Hace 184 años que Vieques tuvo la presencia de Simón Bolívar, el hombre que pensaba en términos de continentes, de nueva y poderosas instituciones, de humanidad, de libertad para los hombres, de justicia, en la unión de los países americanos, en la creación de un nuevo derecho, de poder verdadero y respetable para las nuevas naciones. Deseaba más que nadie en ese momento un nuevo y más justo equilibrio del mundo con una América libre y rica que "pudiera mostrar al Mundo Antiguo la majestad del Mundo Moderno".

Vieques formó así parte en la lucha de Simón Bolívar en busca de un continente libre del abuso militar, social y político del Imperio Español, en uno de sus momentos mas difíciles.

"Dios concede la victoria a la constancia" dijo Bolívar, y con esas palabras hoy su lucha continúa cuando es otro imperio el que abusa de la salud, del bienestar, del porvenir, la paz y de la libertad de Vieques.

Un año antes de su presencia en Vieques, Bolívar había escrito:

Las Islas de Cuba y Puerto Rico que entre ambas puedan
formar una población de setecientas a ochocientas mil almas,
son las que más tranquilamente poseen los españoles, porque
están fuera del contacto de los independientes. Mas ¿no son
americanos estos insulares? ¿no son vejados? ¿no desean
su bienestar?

La historia a veces trae coincidencias irónicas. En Vieques en el 1816, es un servidor del imperio español llamado Roselló quien representa al gobierno. Luego otro Rosselló, como gobernador de Puerto Rico, le serviría al imperio estadounidense el cual mantiene a la isla de Vieques bajo su dominio.

________
FUENTES:

1. Simón Bolívar: Gerhard Masur (editorial Grijalbo, México 1960)
2. Bolívar en Vieques: Juan Augusto y Salvador Peria (Ateneo Puertorriqueño, Sociedad bolivariana de Puerto Rico 1970)
3. El Libertador: Augusto Mijares (Academia Nacional de la Historia, Venezuela 1987)
4. Luis Brión Almirante de la libertad: Manuel Díaz Ugueto (Monte Áavila, Venezuela 1993)
5. Bolívar. El Libertador: Gillette Saurat (Oveja Negra, Colombia 1987)
6. Simón Bolívar: Tomas Polanco Alcántara (Venezuela 1994)
7. Escritos del Libertador: Vicente Lecuna (Caracas 1948)
8. Bolívar en las Antillas: Demetrio Ramos Pérez (Real Academia de la Historia, Madrid 1986)
9. Documento : Transcripción y nota, Bolívar en Vieques: Luis de la Rosa Martínez (Revista Caribe,1983-84).

PReb.com

Le invitamos a leer también:
Vieques la Isla Nena de Puerto Rico

PReb.com

¿Qué es PReb? | Apúntate: lista de correo | Subscríbete aquí | Privacy Policy | Copyright

© 1990-2014, PReb : Puerto Rico en breve - PReb.com - Derechos Reservados - All Rights Reserved