Unete aquí a Puerto Rico en breve


Secciones: De tiendas: Otros: PReb.com



Can You Find Saints:
Introducing Your Child
to Holy Men and Women



PReb.com


Conmigo día tras día
Conmigo Día Tras Día
Momentos para la reflexión



PReb.com



Libros: biografías, escritos
sobre el Padre
San Pío de Pietrelcina



PReb.com


Marcelino, pan y vino
Marcelino, pan y vino
(DVD en español o inglés)



PReb.com


Cruzando
Juan Pablo II:
Cruzando el umbral
de la esperanza



PReb.com


Catecismo
Nuevo Catecismo
de la Iglesia Católica



PReb.com


Fátima
The Miracle of
Our Lady of Fatima
(VHS - 1952)



PReb.com


Bendita
Bendita entre las mujeres:
encuentros con
la Virgen María


PReb.com


Inside The Vatican
National Geographic
Inside the Vatican


Anota lo que buscas en PReb.com



PReb: Puerto Rico en breve




Recuerdos de tres días inolvidables
Beatificación en Roma de Carlos Manuel Rodríguez

por Haydée Reichard de Cancio, PHD

(c) CopyRight - Prohibido copiar, reproducir


Beato Carlos Manuel Rodríguez: La verdad
Historia de la devoción a la Patrona Nacional de Puerto Rico
Rafael Cordero Molina: Maestro de próceres, Siervo de Dios
Artículos de Puerto RicoOración por la Patria puertorriqueña
Significado y origen histórico del Kyrie Eléison
Juan Pablo II: 25 aniversario



Beato Carlos Rodríguez
Carlos Manuel Rodríguez
Primer beato caribeño

ESDE PEQUEÑOS se nos enseñó a tener gran respeto y veneración por aquellas personas que por su vida ejemplar la Iglesia Católica ha denominado con el nombre de Santos, Beatos y Venerables.

Estas personas como lo fueron Santo Tomás, Santa Catalina de Siena, Santa Teresa, San Agustín, San Martín de Porres, el Padre San Pío de Pietrelcina
y ahora el Beato Carlos Manuel Rodríguez son reflejos de las palabras que leemos en San Lucas 11,28: “Dichosos son aquellos que oyen la Palabra de Dios y la cumplen.”

Carlos Manuel Rodríguez hizo suya la palabra de Dios y la realizó a través de su vida. La Fe de Charlie se fundamentó en la resurrección de Cristo y por eso solía decir “vivimos para esa noche” por que él bien sabía que “Si Cristo no hubiera resucitado vana sería nuestra Fe.” (I Col.15.14)

Peregrinos de Puerto Rico en la plaza de San PedroCerca de tres mil quinientos puertorriqueños nos dimos cita en la ciudad de Roma del 28 al 30 de abril del año en curso para estar presente en la Beatificación de Carlos Manuel Rodríguez. Al llegar cada peregrino tenía la oportunidad de recibir una bolsita la que contenía lo siguiente: un libro con las Vísperas del día 28, y los textos para la Misa de Acción de Gracias del 30 de abril. Una medalla y estampa del Beato y los boletos de entrada a la Beatificación en la Plaza de San Pedro y la Recepción en el North American College; pañueleta gris y roja con el rostro del Charlie y una bandera de Puerto Rico y el programa de todas las actividades.
Foto: Peregrinos puertorriqueños en la plaza de San Pedro durante la beatificación de Carlos Manuel.

Peregrinos el día de la beatificación El sábado 28 de abril por la mañana, tal parece que los peregrinos puertorriqueños nos fuimos a conocer mejor a Roma. Daba la impresión de que los puertorriqueños habían invadido la Ciudad. La bandera puertorriqueña se encontraba tanto en las Catacumbas, como el Coliseo, la fuente de Trevi ó Santa María la Mayor. Cada jefe de excursión llevaba una bandera de Puerto Rico y para distinguirse de otros “tours” y le colocaban un distintivo a la pequeña asta, bien un pañuelo rojo, azul, amarillo. Cada vez que se encontraban los grupos se escuchaba “!Arriba Puerto Rico!”, “¡Arriba Charlie!”.

Esa tarde a las 5:00 p.m., en la Iglesia Santa María Traspontina se celebraron las Vísperas y Vigilia de Oración en preparación espiritual a la Beatificación del día siguiente. Estas fueron presididas por S.E.R. Mons. Roberto González Nieves, Arzobispo de San Juan, y el predicador lo fue Mons. Rubén González Medina, Obispo de Caguas.

Haydée Reichard recibe la bendición papal El domingo 29 fue día de levantarse con la aurora y salir temprano para poder conseguir buenos asientos para la Santa Misa y la Beatificación del Siervo Carlos Manuel. Mi esposo y yo tuvimos la dicha, y el regalo del Señor, de poder estar situados en un lugar privilegiado de dónde pudimos ver y participar más activamente de la liturgia y Beatificación de los cinco Beatos.
Foto: Haydée E. Reichard de Cancio saluda y besa el anillo a su Santidad Juan Pablo II.
© Servicio Fotográfico "LOR", Citta del Vaticano.

La Plaza de San Pedro estaba dividida en cuatro, en un lado los españoles, en otro los canadienses luego los italianos que tenía dos Beatas y ocupando el espacio mayor los puertorriqueños, con sus güiros, guitarras, sus pañueletas alrededor del cuello y enarbolando sus banderitas en señal de apoyo a Carlos Manuel. El ambiente era de fiesta, alegría y un gran sentido de orgullo.

En la fachada de San Pedro colgaban cinco enormes tapices con las efigies de los cinco nuevo Lic. Cancio con el PapaBeatos que estuvieron tapados hasta el momento en que el Santo Padre Juan Pablo II, los nombró oficialmente. En ese momento mientras caían las cubiertas, la feligresía se levantó en aplausos. Las emociones y la espiritualidad de las palabras de su Santidad llenaron de gozo espiritual a Pueblo de Dios, allí congregado. Terminada la liturgia Su Santidad en su Papa-Móvil recorrió toda la Plaza de San Pedro saludando a todos los peregrinos que allí nos encontrábamos.
Foto: El Lic. Pablo R. Cancio saluda al Papa. © Servicio Fotográfico "LOR", Citta del Vaticano.

Al medio día, miles de peregrinos puertorriqueños caminamos desde la Plaza de San Pedro hasta el North American College dónde se celebró una recepción para todos los isleños. Allí reinaba la alegría, los abrazos y los besos al encontrarnos con amigos y conocidos. Se dirigieron a los presentes, el Arzobispo de San Juan, la hija de la Gobernadora, el Secretario de Estado de Puerto Rico y Alcaldes presentes. No faltó la buena comida y la música típica.

Delegación de Aguadilla en Roma El lunes 30 de abril desde temprano en la mañana comenzaron a conglomerarse frente a los portones del Aula Pablo VI, miles de feligreses devotos de los nuevos Beatos que querían estar presente en la audiencia privada de S.S. Juan Pablo II con los peregrinos. Bajo vítores y que “Viva Juan Pablo II”, en varios idiomas, hizo su entrada al salón el Santo Padre. Desde un escenario, él se dirigió en varios idiomas a todos los presentes elogiando la obra apostólica y espiritual de cada Beato. Terminada la ceremonia todos los peregrinos que se encontraban con algún padecimiento físico y sus acompañantes, tuvieron la dicha de poderlo saludar personalmente y recibir una bendición individual. La espiritualidad del momento fue algo indescriptible.
Foto: Delegación de la iglesia La Milagrosa de Aguadilla.

Esa tarde a las tres, se celebró en la Basílica de San Pedro en el Vaticano una Misa de Acción de Gracias en honor del Beato Carlos Manuel Rodríguez, presidida por el S.E.R. Luis Cardenal Aponte Martínez, Arzobispo Emérito de San Juan, y concelebrada por los Señores Obispos y con más de ciento cincuenta sacerdotes venidos a Roma desde la Isla con motivo de las ceremonias de Beatificación.

Día de la audiencia papalEl Arzobispo de San Juan de Puerto Rico, Roberto González Nieves, tuvo a cargo la una emotiva homilía que fue varias veces interrumpida por aplausos. La Capilla donde se celebró la Misa estaba tan llena con cientos de feligreses que tuvieron que escuchar la Concelebración Eucarística de pie. Altos dignatarios del Gobierno de P. R., Alcaldes, legisladores y personas altamente conocidas en las esferas políticas, sociales y económicas fueron testigos de la Celebración. El Coro, traído desde Puerto Rico, musicalizó magistralmente el solemne acto.
Foto: Peregrinos a la salida de la Audiencia Papal. En primera fila, de izquierda a derecha: Pablo R. Cancio y Fernando (Ico) Beirós Rovira. En segunda fila: Haydée Cardona de Reichard, Haydée E. Reichard, Dr. Juan F. Cancio y Lourdes Pérez Pont.

Así terminaron tres días inolvidables en la historia de nuestro país que sólo podrán ser igualados con su pronta canonización.

Nuestro beato Carlos Manuel necesita un milagro de orden físico ya que actualmente no se aceptan milagros de orden moral para poder ser venerado como Santo de la Iglesia. Sólo se atienden los milagros físicos, que son curaciones de enfermedades incurables y alcanzadas por la invocación del Beato.

No es fácil describir un milagro pero es “un hecho religioso insólito, que supone una intervención especial y gratuita de Dios y que es al mismo tiempo una señal o manifestación de un mensaje divino para el hombre y una llamada a su conversión.”

El milagro es un acontecimiento extraordinario que va por encima de las leyes de la naturaleza, por eso la Iglesia sigue un proceso siguiendo la Doctrina de Santo Tomás para poder aprobar dicho acontecimiento. ¿Qué podemos hacer para que el Beato Carlos Manuel Rodríguez sea pronto canonizado? Bastará pedirle a 'Chali', con mucha fe y confianza por la curación de una enfermedad incurable, nuestra o de alguna otra persona . Él puede alcanzar de Dios para nosotros la gracia que le pedimos, siempre y cuando sea la voluntad de Dios.

“Carlos Manuel, ruega por nosotros, y la paz de tu Pueblo”.


Libros Vidas de Santossección AménCarta a Dios
Evangelio de HOY Libros católicos
La Cuaresma en Puerto RicoTallas de santos de cara a la historia
La Virgen de la Providencia: patrona de Puerto Rico
Mi amigo y mentor: el padre Alvaro
La Verdad: por el beato Carlos Manuel Rodríguez

PReb.com

¿Qué es PReb? | Apúntate: lista de correo | Subscríbete aquí | Privacy Policy | Copyright

© 1990-2017, PReb : Puerto Rico en breve - PReb.com - Derechos Reservados - All Rights Reserved