Unete aquí a Puerto Rico en breve


Secciones:
De tiendas: Otros: PReb.com


Para vivir la Misa
Para vivir mejor
la Misa hoy: una guía
para organizadores
y participantes




The Passion of the Christ
The Passion of the Christ
(DVD Widescreen)

The Passion
(DVD Full Screen)




San Ignacio de Loyola
Ignacio de Loyola,
solo y a pie

¡Excelente biografía!





How to Go to Confession
When You
Don't Know How








Vea más libros
para la familia católica


Anota lo que buscas en PReb.com



John Paul II's Way of the Cross
Pilgrimage Way of the Cross Suffering: The Catholic Answer Stations of the Cross for the Sick
John Paul II's
Way of the Cross

Pilgrimage Way
Of The Cross
Suffering: The
Catholic Answer
Stations of the
Cross for the Sick


MENSAJE DEL SANTO PADRE BENEDICTO XVI
- CUARESMA 2008 -


"La limosna evangélica no es simple filantropía:
es más bien una expresión concreta de la caridad,
la virtud teologal que exige la conversión interior
al amor de Dios y de los hermanos, a imitación de Jesucristo"



Cuaresma: sentido del ayuno
Origen histórico del Kyrie eléison
Miércoles de ceniza: origen mensaje
Ayuno: contener el propio yo
¿Miércoles de ceniza, Cuaresma, ayuno
San Agustín : su encuentro con Cristo
La Cuaresma en Puerto Rico | Cómo vivir la Cuaresma
Significado, símbolos de la Cuaresma | Qué es el ayuno, abstinencia

La vocación a la santidad | Vaticano: 75 aniversario | Carta a Dios



El hambre "El hecho de compartir con los pobres lo que poseemos nos dispone a recibir ese don... La limosna educa a la generosidad del amor." - Benedicto XVI

Extracto del mensaje cuaresmal de Benedicto XVI:

"ada año la Cuaresma nos ofrece una ocasión providencial para profundizar en el sentido y el valor de ser cristianos, y nos estimula a descubrir de nuevo la misericordia de Dios para que también nosotros lleguemos a ser misericordiosos con nuestros hermanos.

En el tiempo cuaresmal la Iglesia se preocupa de proponer algunos compromisos específicos que acompañan concretamente a los fieles en este proceso de renovación interior: son la oración, el ayuno y la limosna. Este año, en mi acostumbrado mensaje cuaresmal, deseo detenerme a reflexionar sobre la práctica de la limosna, que representa una manera concreta de ayudar a los necesitados y, al mismo tiempo, un ejercicio ascético para liberarse del apego a los bienes terrenales. Cuán fuerte es la seducción de las riquezas materiales y cuán tajante tiene que ser nuestra decisión de no idolatrarlas, lo afirma Jesús de manera perentoria: "No podéis servir a Dios y al dinero".

"La limosna nos ayuda a vencer esta constante tentación educándonos a socorrer al prójimo en sus necesidades y a compartir con los demás lo que poseemos por bondad divina. Las colectas especiales en favor de los pobres, que en Cuaresma se realizan en muchas partes del mundo, tienen esta finalidad. De este modo, a la purificación interior se añade un gesto de comunión eclesial al igual que sucedía en la Iglesia primitiva".

"Según las enseñanzas evangélicas no somos propietarios de los bienes que poseemos, sino administradores: por tanto, no debemos considerarlos una propiedad exclusiva, sino medios a través de los cuales el Señor nos llama, a cada uno de nosotros, a ser un medio de su providencia hacia el prójimo".

"En el Evangelio es clara la amonestación de Jesús hacia los que poseen las riquezas terrenas y las utilizan para sí mismos. (...) La llamada a compartir los bienes resuena con mayor elocuencia en los países en los que la mayoría de la población es cristiana, puesto que su responsabilidad frente a la multitud que sufre en la indigencia y el abandono es aún más grave. Socorrer a los necesitados es un deber de justicia aun antes que un acto de caridad".

"El Evangelio indica una característica típica de la limosna cristiana: tiene que ser en secreto. (...) Queridos hermanos y hermanas, que esta conciencia acompañe cada gesto de ayuda al prójimo, evitando que se transforme en una manera de llamar la atención".

Pasión de Cristo
La amarga pasión
de Cristo
Anna K. Emmerich

"En la sociedad moderna de la imagen hay que estar muy atentos, ya que esta tentación se plantea continuamente. La limosna evangélica no es simple filantropía: es más bien una expresión concreta de la caridad, la virtud teologal que exige la conversión interior al amor de Dios y de los hermanos, a imitación de Jesucristo".

"Invitándonos a considerar la limosna con una mirada más profunda, que trascienda la dimensión puramente material, la Escritura nos enseña que hay mayor felicidad en dar que en recibir. (...) Cada vez que por amor de Dios compartimos nuestros bienes con el prójimo necesitado experimentamos que la plenitud de vida viene del amor y lo recuperamos todo como bendición en forma de paz, de satisfacción interior y de alegría".

"Y hay más: San Pedro cita entre los frutos espirituales de la limosna el perdón de los pecados. (...) Como a menudo repite la liturgia cuaresmal, Dios nos ofrece, a los pecadores, la posibilidad de ser perdonados. El hecho de compartir con los pobres lo que poseemos nos dispone a recibir ese don". "La limosna educa a la generosidad del amor. (...) Al respecto es significativo el episodio evangélico de la viuda que, en su miseria, echa en el tesoro del templo "todo lo que tenía para vivir". Biblia católica para jóvenes
La Biblia católica
para jóvenes

"Este episodio conmovedor se encuentra dentro de la descripción de los días inmediatamente precedentes a la pasión y muerte de Jesús, el cual, como señala San Pablo, se ha hecho pobre a fin de enriquecernos con su pobreza; se ha entregado a sí mismo por nosotros. La Cuaresma nos empuja a seguir su ejemplo, también a través de la práctica de la limosna. Siguiendo sus enseñanzas podemos aprender a hacer de nuestra vida un don total; imitándole conseguimos estar dispuestos a dar, no tanto algo de lo que poseemos, sino a darnos a nosotros mismos. ¿Acaso no se resume todo el Evangelio en el único mandamiento de la caridad? Por tanto, la práctica cuaresmal de la limosna se convierte en un medio para profundizar nuestra vocación cristiana. El cristiano, cuando gratuitamente se ofrece a sí mismo, da testimonio de que no es la riqueza material la que dicta las leyes de la existencia, sino el amor. Por tanto, lo que da valor a la limosna es el amor, que inspira formas distintas de don, según las posibilidades y las condiciones de cada uno".
MESS/CUARESMA 2008/... VIS 080129 (860)

Espiritualidad de los lectores Nativity Story Jesús de Nazaret Juan Pablo II
Una Espiritualidad
para Lectores:
A Spirituality
for Lectors
The Nativity
Story - DVD

Subtítulos: Español
Estrenada
en el Vaticano
Jesus of Nazareth
Ver más libros
de J. Ratzinger
(Papa Benedicto 16)
Juan Pablo II - DVD
subtítulos: Español

Aprobación
vaticana

PReb.com

¿Qué es PReb? | Apúntate: lista de correo | Subscríbete aquí | Privacy Policy | Copyright

© 1990-2017, PReb : Puerto Rico en breve - PReb.com - Derechos Reservados - All Rights Reserved